“Nunca fuimos modernos” Bruno Latour

Ser moderno, ¿una forma de ser?

Ya a mediados de 1800, Charles Baudelaire se referia a que es ser moderno. Una definicion que dio cuenta de un fenomeno que hoy se asocia con lo actual o con lo contemporaneo pero que evidentemente va mucho mas alla.

Bruno Latour creo una división de lo moderno que consiste en dos conjuntos de prácticas opuestas. El primer conjunto es el que llama Redes, son las practicas de traducción o mediación, mezclas entre géneros de seres totalmente nuevos, HÍBRIDOS de la naturaleza y de cultura. Y el segundo es la Crítica, prácticas de purificación, las que “crean dos zonas ontológicas por completo distintas, la de los humanos, por un lado, y la de los no humanos por el otro. Cada contemporaneidad tiene su propia idea de modernidad. Es decir, cada comunidad establece su propio conjunto de saberes que es necesario reconocer para que las señales se conviertan en signos. Por eso, una persona moderna, aunque registre las complejas ramas globales que circunscriben su vida cotidiana, debe trascender los límites de una contemporaneidad determinada. No es lo mismo “ser moderno” en Buenos Aires, Londres, Bangkok o Nueva York, asi como tampoco es lo mismo “ser moderno” o”ser esnob”. Son cosas distintas. El esnob se jacta de la calidad de su información. El moderno, de su variedad y cantidad. Si el esnob es quien “marca tendencia” (como dirían en la Cosmopolitan), el moderno es quien reconoce la existencia de éstas y otras tendencias.

Entonces, si el ser moderno se sintetiza en ciertas actitudes, conductas y estilos de vida, ¿qué pasa en la actualidad?”La modernidad tiene tantos sentidos como pensadores o periodistas hay –diria Latour. No obstante, todas las definiciones designan de una u otra manera el paso del tiempo. Con el adjetivo moderno se designa un régimen nuevo, una aceleración, una ruptura, una revolución del tiempo. Cuando las palabras ‘moderno’, ‘modernización’, ‘modernidad’ aparecen, definimos por contraste un pasado arcaico y estable.Por lo tanto este antropologo denuncia la existencia de una separación definitiva entre el conocimiento y el interés, el poder o la política de los hombres que va de la mano de una hibridez entre la cultura y la naturaleza caracteristica del “hombre moderno”.

¿Qué pasaría con nosotros si dejaramos de ser modernos? ¿Entrariamos en una nueva época que remplazaría la de los modernos?…….¿La posmodernidad?……

No hemos entrado en la era moderna porque para serlo necesitamos cumplir al menos con una condición: sostener cierta escisión entre la ciencia y la reflexión interpretativa, distinción que conlleva la Constitución moderna. Por lo tanto en lugar de separar practicas debemos considerar a cada una de ellas dentro de una red, para ser mas especificos no hablamos del contexto social y de los intereses de poder, sino de su inclusión en las comunidades y los objetos. Es decir de una red de historias mezcladas, de historias que se suceden unas con otras.

El hombre moderno no existe. Es una abstracción, es una quimera que queremos creer afirmaria Latour.

Por Karla Lopez

Anuncios

“Nunca fuimos modernos”, Latour

Latour plantea que lo que va haciendo la ciencia con el devenir de la modernidad, es ir borrando todos aquellos aspectos que le dan carácter híbrido. Con esto, lo que quiere decir es que el científico construye ciencia y contexto, pero en ese proceso, los tópicos que no tienen que ver directamente con la disciplina que se quiere  mejorar pero que sí son claves para generar nuevas ideas, no  quedan manifestados.  Sumado a esto, y en conexión con el otro texto visto de este autor, menciona que la ciencia también construye “relatos” ya que en sus escritos opera la retórica y “hacen agua” ciertas categorías de verdad.

El concepto de no hibrido, tendría que ver con la “purificación” (práctica de la crítica de separar) y se contrapondría con el concepto de “traducción” que haría alusión a lo que en verdad sucede que es la proliferación de los híbridos. El título del material en cuestión, “Nunca fuimos modernos”, tiene justamente que ver con que la supuesta separación entre las cosas, no es real.

Latour  plantea que el antropólogo que desee evaluar los fenómenos híbridos, debe ubicarse entre el sujeto y el objeto, para estar en una posición simétrica respecto a este último. Esto sería “Imperio del Medio”.

Luego, otro aspecto del texto es la toma de autores como Hobbes o Boyle, con el propósito de justificar sus argumentos. La Constitución Moderna separa entre naturaleza y política; Latour entiende que no existe tal división y por ende no existirían diferencias entre los planteos de los dos autores citados, figuras fundantes de la ciencia política y natural  respectivamente.

                                                                                                  Por María Florencia Guerrero

Nunca Fuimos Modernos – La escisión moderna

En el mundo moderno tanto analistas como pensadores, periodistas y tomadores de decisiones se han empeñado en dividir al mundo en dos “categorías puras”: Naturaleza (concerniente a los conocimientos exactos) y Cultura (relativo al ejercicio del poder). Estas prácticas de “purificación crítica” están en el centro mismo del ser moderno y tienen su origen en el nacimiento de la modernidad, cuando Boyle y Hobbes se disputaban la distribución de los poderes científicos y políticos. Estos dos científicos según Latour “inventan nuestro mundo moderno, un mundo en el cual la representación de las cosas por intermedio del laboratorio está disociada para siempre de la representación de los ciudadanos por intermedio del contrato social

Estas dos categorías se hallan de hecho totalmente mezcladas en la realidad y forman lo que Latour llama “híbridos”, madejas donde se entremezclan temáticas como ciencia, política, economía, derecho, religión, etc. Este fenómeno se plasma claramente en los diarios, donde día a día estos aspectos se encuentran embrollados. Por eso para el autor se trata de volver a atar el “nudo gordiano”, atravesando los cortes que separan Naturaleza y Cultura, y para esto introduce la noción de “actor-red” que tiene como finalidad volver a mezclar las entidades humanas y naturales.

Por Camilo Suarez

Generación Post-Alfa

Berardi Bifo es un escritor, filósofo y activista italiano en este libro  lee al capitalismo en términos semióticos. Para quien este  sistema se convierte en una producción acelerada e inagotable  de signos cuya valorización se establece en términos económicos. La forma de circulación de la información encontró las base en la década del 90 cuando se fusionó el capital recombinante y el trabajo cognitivo. Para este autor este proceso  se retro-alimentó  de los cambios  en las tecnologías  de producción cultural, lo que provocó  una evolución en la infósfera (interfaz entre el sistema de los medios y la mente). El problema central radica en una disimetría  de paradigmas: el de la información y el de la recepción. Uno de ritmo vertiginoso, el otro no;  la mente humana  y el organismo intentan  alcanzar, comprender  y corresponder el caudal continuo de  flujos  semióticos  que interactúan en las redes  digitales,  sin embargo el  cuerpo humano  no puede escapar a su propio límite natural y la mente, frente a esta imposibilidad, se ve colapsada.  Por ejemplo, Stanislas Dehaene, un científico francés en su último libro “Les neurones de la lectura”, sostiene que La lectura es, en definitiva, una sucesión de comprensiones del texto, que es aprehendido casi palabra por palabra. Por más que mejoremos nuestra capacidad de leer rápido, nunca podremos superar cierto ritmo sin perder información o palabras.  ¿Hasta donde cambiará la percepción cognitiva en los tiempos de la imagen?

http://www.tendencias21.net/La-capacidad-de-lectura-no-es-innata-y-ha-requerido-un-reciclaje-neuronal_a2065.html

 Se abre, entonces, un horizonte de enfermedades  mentales. El autor habla  de una generación prozac  como uno de los recurso más utilizados para sobrellevar el  desfase entre el ciberespacio -ilimitado- y el cibertiempo -de límites rigurosos. Se produce  una crisis de ciertos  fundamentos antropológicos e  innumerables patologías a nivel social como: electrocución permanente, sobreexitación, pánico, estrés, hipermovilidad y una reducción del tiempo para la afectividad. A tal extremo esta idea es compartida que     Susan Greenfield, científica británica,  piensa  que en la era de la cibercultura  se crea  cierta repugnancia a un contacto que no sea mediado por la pantalla. Hasta llegar al punto de que las relaciones sexuales en un futuro tenderán a ser inexistentes.

 http://www.lanacion.com.ar/cultura/nota.asp?nota_id=828174

Más allá de  estas ideas Bifo encuentra en el activismo mediático una alternativa para la resistencia con el fin de subvertir el dominio de los grandes medios y rescata en los contenidos difundidos aquello que se encuentra amenazado. El pensamiento crítico, por ejemplo, pertenece a esta categoría.

Julieta Godoy 

Wikipedia:Una herramienta que la hacemos entre todos

    Wikipedia es una enciclopedia libre políglota basada en la tecnología wiki. Wikipedia se escribe de forma colaborativa por voluntarios, permitiendo que la gran mayoría de los artículos sean modificados por cualquier persona con acceso mediante un navegador web. El proyecto comenzó el 15 de enero de 2001, fundada por Jimbo Wales, con la ayuda de Larry Sanger, como complemento de la enciclopedia escrita por expertos Nupedia. Ahora depende de la fundación sin ánimo de lucro Wikimedia Foundation. Wikipedia registró en abril de 2008 más de 10 millones de artículos, incluyendo más de 2 millones en su edición en inglés, y a finales de febrero de 2006 alcanzó la cifra de 1.000.000 de usuarios registrados. Desde su concepción, Wikipedia no sólo ha ganado en popularidad sino que su éxito ha propiciado la aparición de proyectos hermanos. Existe, sin embargo, controversia sobre su fiabilidad. Además, figura entre los diez sitios web más visitados en el mundo.
  
   Existen tres características esenciales del proyecto Wikipedia que definen conjuntamente su función en la web:

* Es una enciclopedia, entendida como soporte que permite la recopilación, el almacenamiento y la transmisión de la información de forma estructurada.
* Es un wiki, por lo que, con pequeñas excepciones, puede ser editada por cualquiera.
* Es de contenido abierto y utiliza la licencia GFDL.

   En mayo de 2006, Wikipedia englobaba 137 ediciones «activas» en distintos idiomas. Las cinco ediciones con más artículos son, en orden descendente, inglés, alemán, francés, polaco y japonés. En total, Wikipedia contiene 254 ediciones de idiomas en varios estados, que suman 3,8 millones de artículos.

   Cada edición trabaja de forma independiente. Las ediciones no están obligadas a poseer el contenido de ediciones en otros idiomas, y sólo deben respetar políticas globales como mantener un «punto de vista neutral». Sin embargo, algunos artículos e imágenes se comparten entre las diversas ediciones de Wikipedia, solicitando traducciones organizadas de artículos de ediciones en otros idiomas, o a través del repositorio de Wikimedia Commons. Cada edición de Wikipedia adopta sus propias políticas, aunque algunas son comunes a todas ellas. Una vez que la comunidad logra el consenso sobre la aplicación de una norma, todos los editores están obligados a respetarla.

   Algunas de estas políticas son:

* Debido a la diversidad y número de participantes e ideologías, provenientes de todas partes del mundo, Wikipedia intenta construir sus artículos de la forma más exhaustiva posible. El objetivo no es escribir artículos desde un único punto de vista, sino presentar abiertamente cada postura sobre un determinado tema.
* Se siguen un número de convenciones con respecto al nombramiento de artículos, optando preferentemente por la versión más comúnmente utilizada en su respectiva lengua.
* Las discusiones acerca del contenido y edición de un artículo ocurren en las páginas de discusión y no sobre el artículo mismo.
Existen un número de temas que resultan excluidos de Wikipedia por no constituir artículos enciclopédicos estrictamente hablando. Por ejemplo, Wikipedia no contiene definiciones de diccionario (como verbos, adjetivos, etc.), que pueden encontrarse en el Wikcionario.

   Wikipedia está siendo editada por miles de personas en todo el mundo. Las personas que editan Wikipedia son conocidas como wikipedistas, y sus colaboradores actúan siempre de manera voluntaria. Hay diversas formas de colaborar además de crear o ampliar artículos, se pueden aplicar las convenciones de estilo establecidas a aquellos artículos que no las tengan, clasificarlos por materia, corregir faltas ortográficas, retirar textos con copyright, etc.
   Para colaborar no es necesario registrarse, aunque a los usuarios que no lo hacen se les restringe ciertas acciones, como el votar en la toma de decisiones. Algunos colaboradores tienen la capacidad de llevar a cabo algunas operaciones extra, como el borrado de artículos, el bloqueo de páginas, etc. Sin embargo, estos usuarios, denominados en la edición en español bibliotecarios, no tienen capacidad de decisión mayor que la de cualquier otro wikipedista y sus acciones se deben ajustar a las políticas adoptadas por toda la comunidad.

María José Gestoso

Johanna Guzman

 

INFORME DE LECTURA 2.0: Latour

Bruno Latour instala una nueva alternativa de investigación para los fenómenos reales, concebidos por él como sociales y culturales, al tiempo que como naturales también. Acciones y reacciones del colectivo en tanto también acciones y reacciones químicas, “cuasiobjetos” integrados o “redes” para su arte de investigación.

Sigue leyendo

Informe de lectura 2.0: “Nunca fuimos modernos” B. Latour

Nunca fuimos modernos -Ensayo de antropología simétrica-, es obra del filósofo y antropólogo Bruno Latour, reconocido por su especialización en los estudios sociales de la ciencia.

Este ensayo se encuentra guiado por una temática un tanto compleja: La modernidad. En el cuestiona los principios de la misma.

Para empezar, Latour crea una división de lo moderno, consiste en dos conjuntos de prácticas opuestas. El primer conjunto es el que llama Redes, son las practicas de traducción o mediación, mezclas entre géneros de seres totalmente nuevos, HÍBRIDOS de la naturaleza y de cultura. En segundo lugar, se encuentra la Crítica, prácticas de purificación, las que “crean dos zonas ontológicas por completo distintas, la de los humanos, por un lado, y la de los no humanos por el otro…”

Así es como el autor muestra una partición en la modernidad entre la Ciencia y la Política. La primera encargada de representar la naturaleza, lo no humano y la segunda lo que es la sociedad, la cultura, lo humano. Así como la separación objeto/sujeto.

Latour remarca una serie de garantías de la constitución moderna, las cuales presentan contradicciones por si mimas -una naturaleza construida pero inmanente a la vez, sociedad construida pero inmanente a la vez, dios presente, dios ausente-, ponen en evidencia las contradicciones de la modernidad. Al estar marcada en la constitución, la separación de lo humano y lo no humano, esto es lo que hace invencibles a los modernos.

De esta manera, desde el punto de vista de Latour, es la misma constitución de la modernidad la que niega la existencia de los híbridos, la que los hace a un lado, pero de algún modo, estos proliferan, se multiplican. “Cuanto menos mezclados se piensan los modernos, más se mezclan…”

La idea que él propone de redes, es lo que entrelazaría lo natural y lo cultural, la forma de unificar estos dos polos que enmarca la propia modernidad. Es esa herramienta que según Latour, debe utilizarse por la cultura intelectual para comprender el fenómeno de los híbridos. Una equiparación donde se conecten estos elementos y se haga a un lado esta separación de cultura y naturaleza. Es por esto que escribe sobre los cuasi-objetos en la red, ni objeto ni sujeto, sino la naturaleza intervenida, los propios híbridos.

Sin salir del plano cotidiano, esta relación la deja plasmada en el comienzo de su libro, haciendo un trabajo de vínculo entre las diferentes noticias que se entrelazan, las cuales comprenden una sola unidad, el diario.

Biografía del autor en:

http://www.bruno-latour.fr/biography.html

María Laura Martinez